¿CONOCES EL SECRETO PARA UNOS LABIOS JUGOSOS Y CON VOLUMEN?

El rojo de labios es un clásico, pero cada vez son más las que se apuntan a los tonos nude y los acabados brillantes. ¿El objetivo? Conseguir unos labios jugosos y un efecto volumen natural. Pero ¿cómo? te preguntarás. Y la respuesta tiene un nombre: Lifter Gloss, formulado con ácido hialurónico para unos labios preciosos y, al mismo tiempo, más sanos e hidratados. ¿Lo mejor de todo? Que esta tendencia se adapta a todo el mundo y no necesita de intervenciones ni retoques. Lo quieres, lo tienes, ¡así de fácil!

Además, los 5 tonos disponibles de este revolucionario gloss se mueven entre el efecto cristal y sutiles matices nude y rosa, por lo que funcionan perfectamente sobre el color natural de tus labios y otros labiales; y tanto en beauty looks de día como de noche.

DIEZ CONSEJOS PARA CONSEGUIR EL DESEADO EFECTO VOLUMEN Y JUGOSIDAD

1. Antes de aplicar cualquier labial o gloss, es importante que tus labios estén preparados. Acostúmbrate a exfoliarlos una o dos veces por semana con un producto específico o frotándolos suavemente con una toalla mojada o un cepillo de dientes. Después aplica un aceite, crema o gloss hidratante.

2. La hidratación es fundamental. ¿Has visto lo que le pasa a la fruta al secarse? Esta pérdida de jugosidad y volumen también puede afectar a nuestros labios. Por eso es importante beber agua y combatir el frío y el calor externos con productos hidratantes y humectantes como Lifter Gloss. Llévalo contigo y reaplícalo cuando tus labios te lo pidan.

3. Perfila tus labios utilizando un lápiz del mismo tono, o un poco más oscuro. Hazlo ligeramente por fuera del borde para un efecto sombreado. Termina con una buena capa de gloss.

4. Si eres fiel a un labial y no hay quien te saque de ahí, utiliza Lifter Gloss para dar un toque de brillo en el centro de la boca.

5. El iluminador también puede servirte para crear puntos de luz en tu boca: aplícalo sobre el arco de Cupido y en el centro del labio inferior, sobre tu labial habitual o antes del gloss.

6. Si tus labios están perfilados de manera natural, aplica el gloss como de costumbre y cuando llegues a los bordes ve un poquito más allá. Hazlo con cuidado, tiene que ser sutil, pero el resultado es increíble.

7. Maquilla tus labios con dos colores: el más claro en la zona central y el oscuro en los bordes (principalmente en los laterales). Termina con una capa de gloss.

8. En general, e igual que ocurre con la ropa, los tonos oscuros tienen un efecto visual reductor. Si buscas dar volumen a tus labios, elige tonos claros.

9. Del mismo modo, el reflejo de la luz sobre las fórmulas brillantes potencia el efecto volumen más que los acabados mate.

10. Y por último, ¿sabes que los labios también tienen músculos? Ejercítalos practicando yoga facial, ¡y besando mucho!

Como ves, hay un sinfín de opciones para presumir de unos labios sanos y jugosos. Elige la que prefieras según la ocasión y ten siempre a mano un gloss hidratante como Lifter Gloss para potenciar la belleza natural de tus labios y, al mismo tiempo, cuidarlos.

¡Ups! Parece que no has iniciado sesión. Or crea una cuenta.